Blog

Keep up to date with the latest news

Guía para encontrar tu primer trabajo IT: hard skills y soft skills (parte I)

[ Por Lucio Audivert ]



Esta es la primera parte de una guía que comenzamos a escribir desde Buda IT para aquellas personas que están interesadas en formarse en el mundo IT y quieren conseguir su primera experiencia laboral. Nuestro objetivo es compartir la información que tenemos sobre cuáles son los puntos claves que buscan las empresas a la hora de contratar un perfil junior o trainee. 

El mundo IT está en auge y hoy se requieren más profesionales de los que hay en “el mercado”. La alta demanda está orientada a perfiles especializados y con al menos 2 o 3 años de experiencia, que es cuando se puede decir que ingresan al mercado laboral. ¿A qué nos referimos con esto? Que un perfil con estas características comienza a recibir una gran cantidad de propuestas laborales de manera diaria. ¿Por qué sucede esto? Se debe a que ya se a que a esta altura de su carrera el talento ya es considerado un perfil semi senior, por lo tanto tiene autonomía, capacidad de resolución de problemas de manera independiente y está habilitado para capacitar a los perfiles trainee y junior.

Pero, ¿qué pasa con los juniors?

Al igual que en otras áreas, conseguir el primer trabajo en relación de dependencia es algo bastante complicado. Esto se debe a que capacitar un perfil junior lleva tiempo, dinero y requiere de la atención de un perfil más experimentado que lo capacite. Su aporte de valor a la empresa recién comienza a los 6 meses aproximadamente. En resumen, contratar a un junior es una inversión a largo plazo.

En primer lugar todo perfil junior o trainee debería hacerse la siguiente pregunta: ¿por qué me contratarían a mí y no a otra persona? Este punto es fundamental ya que nos orienta en el foco y modo de abordaje de nuestra carrera laboral. 

Lo principal es que hay dos puntos esenciales que valoran las empresas: las llamadas hard skills, o habilidades duras, y soft skills, o habilidades blandas. 

Las hard skills son las aptitudes técnicas de cada candidato. Es probable que un perfil junior no tenga un gran nivel técnico. Para superar esta traba, hay algunas cosas que se pueden hacer.

    1. La Capacitación: es fundamental porque si bien toda empresa sabe que capacitar a un perfil lleva tiempo, contar de antemano con una buena base teórica y académica nos permitirá avanzar más rápido que otros perfiles. En este punto la educación universitaria es la que se lleva el primer lugar, luego están las tecnicaturas y por último los cursos. 
    2. Los trabajos freelance y el portfolio: si bien conseguir un primer trabajo IT en una empresa es difícil, no ocurre lo mismo con los trabajos freelance. Existen miles de plataformas que abren puertas a trabajos de estas características y está la posibilidad de conseguir clientes de manera particular. Es fundamental tener un portfolio con estos proyectos realizados. También es una buena idea realizar proyectos propios y subirlos a alguna plataforma para demostrar tu trabajo. Esto dará cuenta de tu creatividad, autonomía y capacidad de llevar un proyecto propio. Las Prácticas profesionales también son buenas oportunidades para sumarte a una empresa.
  • Aprender inglés: si bien no es un requisito fundamental o excluyente para conseguir un empleo, te abrirá MUCHAS puertas, y decimos MUCHAS con mayúscula ya que literalmente te brinda la posibilidad de trabajar en todo el mundo. Es probable que para tu primer empleo IT no sea un factor tan importante, pero definitivamente lo será a futuro (Dato: el manejo a nivel oral es el más valorado).
  • Elegir una orientación: es importante elegir un punto y orientar tu carrera hacia allí. No es lo mismo un perfil frontend que un QA o un DevOps. Elegir un stack tecnológico es muy importante. Seleccioná un área y capacitate fuertemente en ella.
  • La enseñanza: este ítem está en la frontera entre hard y soft skill. El hecho de ser un buen maestro y tener experiencia como ayudante de cátedra en la universidad o mentor en algún curso, es un plus que dará cuenta de una base de conocimientos sólida y de una buena capacidad de comunicar y transmitir conocimientos. 

Soft Skills o habilidades blandas, son las que dan cuenta de nuestras aptitudes “humanas”. Tienen que ver con la comunicación, la actitud y nuestra calidad como personas. Son fundamentales para todo trabajo. Muchas empresas rechazan perfiles que son muy excelentes técnicamente, pero que no tienen buenas habilidades blandas.

    1. La comunicación: un equipo no puede funcionar si las personas no se comunican bien entre sí. Parece algo obvio, sin embargo muchas empresas tienen problemas de comunicación. Demostrar una buena comunicación puede sumar varios puntos en una entrevista laboral.
    2. El profesionalismo: el profesionalismo es algo que se transmite demostrando una actitud activa, responsable, comprometida, con buena predisposición y trabajo. 
    3. La proactividad: está en nuestra capacidad de anticipar situaciones y a nuestra actitud frente a las mismas.. Una persona proactiva es alguien que está constantemente investigando, anticipando situaciones y tomando una actitud activa frente a los problemas.
    4. El aprendizaje: capacitarse no es únicamente tener una carrera universitaria, existen múltiples alternativas.  Demostrar predisposición a aprender nuevas habilidades y formarse en lo que sea necesario, siempre será un buen indicio para las empresas. 
    5. La claridad en los objetivos:: tener la capacidad de prever y de establecer metas a largo, corto y mediano plazos es algo muy importante. Dará cuenta de nuestra capacidad de planificar, proyectar y organizarnos.  
    6. La humildad: a nadie le gustan los presumidos, es importante que puedas resaltar tus puntos fuertes como tus debilidades o aspectos a mejorar. Nadie es perfecto.
  • El trabajo en equipo: toda empresa trabaja de forma grupal. Este punto está muy relacionado con la comunicación, pero siempre es importante poder dar cuenta de esto con alguna experiencia pasada. Por ejemplo, comentando sobre proyectos independientes realizados con otros colegas y explicando la división de roles que tuvieron en el proyecto. Tengamos presente que deberemos dar ejemplos para dar cuenta de esto. 
  • El compañerismo y la solidaridad: dos cabezas piensan y trabajan mejor que una. Estas dos características están íntimamente relacionadas con la comunicación y el trabajo en equipo. Poder demostrar empatía con nuestros compañeros de trabajo demostrará que nuestro talento se puede complementar con el de otros, y eso es un valor crucial para las empresas.

En esta primera parte de la guía para encontrar tu primer empleo IT te contamos los puntos fundamentales de las habilidades blandas y duras. En la segunda parte te daremos 6 tips para fortalecer tus soft skills. ¡No te lo pierdas!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.